Simplemente Julieta…

AndreaCaña

¿Conoces a Julieta Serrano? A LamásBelladelasMentiras le interesa el teatro en todas sus dimensiones. Una de ellas es la interpretación y la vinculación de los actores con el arte interpretativo. Nos hubiera gustado hablar con Julieta Serrano porque  ha sido una mujer que siempre ha estado relacionada con el teatro. Nosotros no hemos podido tener acceso a ella pero sí lo hicieron los periodistas de “El Cultural”, suplemento del diario “El Mundo”. Os recomendamos que leáis esta magnífica entrevista que, seguro, no os dejará indiferentes.

Julieta Serrano “He sido la ingenua del teatro español”

Published in: on 01/04/2011 at 7:36 pm  Comments (1)  
Tags: ,

Un Poco de Chocolate, una tentación irresistible…

AndreaCaña

Al frente de “La Sonrisa Etrusca” se encuentran dos de los actores más admirados de nuestro país: Héctor Alterio y Julieta Serrano. El argentino y la catalana se reencuentran en la adaptación teatral de la obra de Jose Luis San Pedro. Ambos compartieron ya papel en la película “Un poco de chocolate”, del director Aitzol Aramaio. En el filme “Pasado y presente, vejez y juventud, soledad y compañía se conjugan en una historia de aparente sencillez, impregnada de un realismo tan fingidamente mágico que en muchos momentos se hace difícil seguir la trama con soltura”.

“Un poco de chocolate” se basa en la novela de Unai Elorriaga “Un tranvía en SP” ganadora del Premio Nacional de Narrativa del años 2002. La ópera prima de Aramaio  es una historia de bondad, amor y amistad. Nos da una lección de optimismo frente al paso de la vida y la muerte. En cuanto a la trama, Lucas y su hermana María comparten una casa llena de recuerdos y ensoñaciones. Paralelamente se nos presenta la historia de Marcos y Roma, dos jóvenes cuya vida viene marcada por la soledad y la tristeza. El azar acabará por unir a los cuatro personajes. Comienza entonces un camino hacia el aprendizaje, donde la sabiduría y el temple de los ancianos se mezcla con el ímpetu y la jovialidad de los lozanos.

Héctor encarna a un anciano con demencia senil que afronta la vida con positividad y alegria. Su actuación es espléndida y, es que, el argentino se cree de verdad al personaje, se mete en él y como siempre, lo borda.  Quien apuesta por él sale ganando. La soberbia labor de Héctor conmueve y emociona al espectador. Como siempre, el argentino logra hacer de la interpretación un arte.

Fabulosa también la actuación de Julieta Serrano. “De siempre ha sido una actriz muy especial, a la que vamos a ver para presenciar sus momentos de inspiración. Entonces parece que entra en éxtasis, como si estuviera transida de gozo, y alcanza un halo maravilloso”, decía el actor fernando Chinarro. Lo cierto es que en nada se equivoca. En este filme la actriz vuelve a darnos magníficas lecciones de interpretación. La combinación Serrano-Alterio, no sólo es explosiva, también maravillosa.

“Un poco de chocolate” ha recibido muy buenas críticas. Os animamos a verla y a comentarnos después qué os ha parecido, aunque… auguramos la respuesta.

Published in: on 31/03/2011 at 8:50 pm  Comments (2)  
Tags: , , ,

José Luis Sampedro: el hombre

María Cappa

Para esta entrada tenía pensado explicar quién es Sampedro; por qué ha escrito las obras que podemos disfrutar. Qué le ha llevado a pensar como lo hace, a ser quién es. No se me ha ocurrido mejor idea que dejar que sea el propio Sampedro quien se defina a sí mismo. Con todos vosotros: José Luis Sampedro. El hombre.

Published in: on 30/03/2011 at 10:38 pm  Dejar un comentario  
Tags: , , ,

Un etrusco que incita a la sonrisa

María Cappa

Héctor Alterio conmueve en La sonrisa etrusca. Engancha, enternece, enamora. No existe nada ni nadie más cuando habla. Te obliga a calmarte cuando está sereno, a estremecerte cuando sufre, a apasionarte cuando recuerda su juventud. No es un actor. Es un señor que pasaba por ahí y decidió subirse al escenario para compartir su historia.

La obra en su conjunto recuerda a esas familias alquiladas de Japón. Un hombre se siente solo y necesita querer y sentirse querido antes de morir. Héctor Alterio, Bruno, es ese hombre. El elenco de intérpretes que lo acompaña es su familia ficticia. Un grupo de actores muy bueno, sobre todo las mujeres, y especialmente Julieta Serrano, que está soberbia. Pero de última solo son actores. Y entre todos ellos un anciano cercano a la muerte cuyo último deseo es saber qué significa el amor. El amor de pareja, que encuentra en Hortensia, y el amor paterno-filial, que descubre con su nieto.

Alterio evoca el lado más tierno del entrañable abuelo de Heidi. Un hombre amargo y refunfuñador que aprende el verdadero significado de estar vivo gracias al amor desinteresado que recibe de parte de su entorno. Este señor es capaz de conectar con el público desde el primer gesto de la primera escena en el primer minuto. El público lo conoce, simpatiza con él, y acaba queriéndolo. Tanto cariño se le coge que uno no puede evitar las lágrimas que se le escapan de los ojos hacia el final de la obra.

El cartel que advertía hoy “Localidades Agotadas” en el Teatro Bellas Artes estaba justificado. La obra no tiene un solo pero. La sonrisa etrusca es, probablemente, la mejor obra de teatro que Madrid ha tenido la suerte de acoger en los últimos quince años. La ovación emocionada, casi sempiterna, que el público le dedica a Héctor Alterio no es que esté justificada; es que no puede evitarse. Casi le dan ganas a uno de subirse al escenario a abrazarlo y llorar de alegría sobre su hombro al comprobar que sigue vivo. La sonrisa etrusca, sin lugar a dudas, es la más bella de las mentiras que se ha contado en Madrid en mucho tiempo.

Lo bueno acaba pronto. Vientos de agua

Paola García

Héctor Alterio es un actor argentino con una gran trayectoria profesional. Admirado por sus compañeros y reconocido por el público, demuestra su maestría, estilo y experiencia tanto en el cine como en los escenarios.  Comenzó su carrera en Buenos Aires y creó la compañía de Nuevo Teatro que renovó la escena argentina de los años 60. Su carrera está dividida  entre Argentina y España ya que desde 1976 vive en nuestro país tras ser amenazado por los militares que tomaron Argentina con un golpe de Estado . A lo largo de su vida ha protagonizado 125 películas, además de numerosas obras de teatro.

Pero hoy vamos a hablar de algo que seguro que es desconocido para muchos y que merece la pena descubrir. Se trata de una serie de televisión que fue interpretada por Alterio, su hijo Ernesto y un gran elenco de grandes actores. Dirigida por el prestigioso director Juan José Campanella Vientos de agua, es una de esas series con una calidad audiovisual suprema y un argumento original e histórico que mezcla el pasado y el presente. Narra dos historias en paralelo, la de un joven minero asturiano, José Olaya que se ve obligado a emigrar a Argentina en 1934 y la de su hijo, Ernesto Olaya, un arquitecto argentino que tiene que emigrar a España en 2001 por la crisis económica, el denominado corralito. Ambas historias llenas de dificultades, sentimientos y nostalgia describen perfectamente el  fenómeno de la inmigración.

Sergi Pàmies (El País)  la definió como una «crónica de dos épocas con tierra y tiempo de por medio y, sin embargo, tan dolorosamente parecidas. La familia, la historia, los principios, los abusos de poder y la caza a la que el destino somete a los más débiles son los elementos de esta aventura sobre el exilio en sus múltiples variantes.”

La historia de la serie es curiosa. Fue producida por Tele 5, y otras productoras argentinas siendo uno de los productos más ambiciosos en presupuesto, producción y nivel artístico. Se estrenó en 2006 en el prime time de Tele 5, pero solo se emitieron los dos primeros capítulos ya que la audiencia, según la cadena,  no respondió a un buen nivel por lo que se emitió en la franja nocturna de los viernes y definitivamente se perdió la audiencia y se retiró de la programación. En Argentina se emitió íntegra aunque también sufrió cambios de horario y  de día. Fue recogida en un DVD con 13 capítulos y casualmente fue una de las series más vendidas en España en 2006.

Esto demuestra que la lucha de audiencias entre las principales cadenas, en este caso de Antena 3 y Telecinco estropea proyectos tan buenos e interesantes como este. Acaban con la bueno antes de que la gente pueda llegar a conocerlo y optan por lo simple, vulgar y entretenido dejando la calidad a un lado e interrumpiendo su desarrollo con cambios de horario y día que entorpecen el seguimiento por parte del público.

De hecho, expertos en el tema fueron críticos con ello en su momento. Javier Pérez de Albéniz, en el diario EL MUNDO escribió Vientos de agua es la prueba de que, si se quiere (y se sabe), es posible hacer buenas series, buena televisión. […] ¿Las audiencias? En casos como éste las cuotas de pantalla son, más que nunca, índices de embrutecimiento. Vientos de agua ha estado por debajo de lo previsto por la cadena y Tele 5 se ve obligada a cambiarla de día, en un desesperado intento por salvar tan importante producto. No me sorprenden las malas audiencias: si las televisiones llevan años alimentando a los asnos con paja seca es difícil que estos aprecien la miel a la primera. Y Vientos de agua es un tarro grande de jugosa miel, una frasca enorme que se ha derramado sobre el resto de series españolas pringándolas hasta el ridículo. Si antes ya estaban cubiertas de moscas, ahora sí que no quiero ni mirar”.

No  solo en España, en el diario argentino La Nación también se podía leer: «Cuando en 2006 Juan José Campanella intentó devolverle a la televisión calidad con su estimable miniserie Vientos de agua, que recreaba las inmigraciones cruzadas entre España y la Argentina, la experiencia valía la pena de ser apoyada porque elevaba sustancialmente el nivel del medio. Sin embargo, Canal 13 no la cuidó, la movió cuantas veces se le antojó de día y horario en un autosabotaje inexplicable. Vientos de agua tenía una cuidada reconstrucción de épocas y apuntaba a capítulos cruciales de la vida de ambos pueblos. Aportar conocimientos y sentido de la tolerancia al público de la televisión redunda en una mejor vida social de todos».

Tras las buenas críticas y por nuestra propia experiencia os animamos a ver esta serie que al igual que otras muchas no han podido lucirse en la televisión por intereses económicos que lo único que consiguen es crear un audiencia más ignorante y simple a la hora de ver la televisión. Todo lo bueno se acaba pronto . Esperamos que os guste

La primera temporada se puede encontrar en DVD  en la Fnac.[


]

La Sonrisa Etrusca. Información general

Paola García

Esta semana os proponemos la obra La sonrisa etrusca, la famosa novela de José Luis Sampedro. ¿ Por qué? Principalmente porque junta a dos de los grandes del escenario: Hector Alterio y Julieta Serrano. Los intérpretes vuelven a trabajar juntos y afrontan con emoción y admiración la obra de Sampedro, “”No levantó la vista del guión, fue conmovedor. Me parece increíble que a sus más de 90 años siga teniendo esa vitalidad, ese humor”, ha comentado Alterio en una entrevista para EL MUNDO.

La adaptación está dirigida por José Carlos Plaza, tres veces premio Nacional de Teatro. Es una historia de segundas oportunidades, de sentimientos y de madurez. Julieta Serrano apunta a la capacidad de sentir de los protagonistas: “Es muy emocional, llega al corazón. Te enseña a hablar, a escuchar, a amar, a aprender”.

La novela dio gran popularidad a su autor e incuestionable éxito. Veremos cómo estos dos monstruos del escenario le dan vida y nos transmiten a la perfección los sentimientos y las características de los personajes.

De momento os dejamos más información sobre la obra.

Sinopsis:

La sonrisa etrusca es una tierna historia de segundas oportunidades que contrapone sentimientos, a veces dulces, otras amargos, pero siempre apostando por la humanidad de los hombres. La peculiar relación de un abuelo, un hombre de Calabria que luchó con los antifascistas en la 2ª Guerra Mundial y que afronta un cáncer, con su nieto sirve para reflexionar sobre la vida, el amor y la esencia de la felicidad.

Venta entradas:

Telentrada Caixa Catalunya

y en el teléfono: 902 10 12 12

La Sonrisa Etrusca

Autor: José Luis Sampedro. Adaptación de Juan Pablo Heras

Director: José Carlos Plaza

Intérpretes: Héctor Alterio, Julieta Serrano, Nacho Castro

Teatro: Teatro Bellas Artes. Marqués de Casa Riera, 2

Desde el 11 de marzo hasta el 24 de abril

A %d blogueros les gusta esto: